Inicio MERCADOS Nike dejará de vender en Amazon para potenciar su propio ecommerce

Nike dejará de vender en Amazon para potenciar su propio ecommerce

La multinacional de artículos de equipamiento y moda deportiva, Nike, no volverá a vender sus productos de calzado y ropa en Amazon. La relación entre ambas compañía había comenzado en junio de 2017, cuando llegaron a un acuerdo para vender sus productos en la web.

Tal como publicó el sitio Palco23, esta decisión forma parte del enfoque de Nike de elevar las experiencias de los consumidores a través de relaciones más directas y personales. Al menos así lo explicó la compañía en un comunicado. El inicio de esta alianza fue en 2017, con la intención de combatir la venta ilícita de productos de la marca estadounidense en Internet, o que este negocio potencial fuera aprovechado únicamente por distribuidores independientes.

Sin embargo, la filosofía de Nike también ha ido cambiando hasta poner el concepto direct to consumer en el centro de todas sus decisiones. La compañía decidió que concentraría su distribución global en cuarenta retailers, a los que sumaría socios estratégicos en función del mercado. En Europa, por ejemplo, trabaja con diez operadores europeos y socios locales, que en el caso de España incluye a El Corte Inglés, Sprinter, Foot Locker, Interesport, Base, Sivasdescalzo y Fútbol Emotion. Estos partners son escogidos por el gigante estadounidense en función en su volumen de negocio o de su especialización.

“Continuaremos invirtiendo en asociaciones sólidas y distintivas para Nike con otros minoristas y plataformas para servir sin problemas a nuestros consumidores en todo el mundo”, señaló la firma en su comunicado, demostrando además que su apuesta es 100% digital.

A partir de enero, su nuevo consejero delegado será John Donahoe, ex primer ejecutivo de eBay. Las ventas a través de los canales directos de Nike se han disparado un 49,5% entre 2017 y 2019, hasta 11.753 millones de euros, y ya representan el 31,5% de todo su negocio.

Adidas, por su parte, no hace referencia al peso que la ofensiva directa por el consumidor tiene en la facturación, mientras que para Puma esta estrategia ya alcanza 1.127,5 millones de euros, un 24,2% del total. Amazon, por su parte, ha empezado a trabajar en la búsqueda de vendedores con capacidad para comercializar referencias de Nike a través de Internet, según difundió la cadena Bloomberg. De esta manera, el gigante del comercio electrónico podría continuar disponiendo de artículos del actual líder del mercado de artículos deportivos a nivel mundial.

Nota gentileza de Palco23